Quadratura

El título de la exposición alude al recurso pictórico renacentista de crear efectos tridimensionales sobre superficies pintadas planas. Las instalaciones de “Quadratura” (Sikka Magnum, Frequency, Flicker, Tracks y 60Hz) intentan igualmente dar una dimensión tridimensional a la imagen pero, en este caso, a la imagen tecnológica. Celuloide de 35 mm, banda magnética de VHS, pantallas de televisión analógica o DVDs, por ejemplo, son medios asociados a la historia del cine que el artista utiliza para reinventar la imagen como escultura.

Proyectando video sobre diversos medios tecnológicos –muchos de ellos obsoletos o en vías de extinción–, estos parecen moverse y cobrar vida mágicamente. Se explora de esta forma las propiedades fantasmagóricas del cine y la imagen, cuyos destellos y parpadeos imitan el pulso de la vida a pesar de ser inertes.

Como arqueólogo de las nuevas tecnologías, Canogar revive los medios obsoletos revelando sus contenidos e invita al espectador a procesar de forma personal el vértigo inherente que implican los veloces cambios tecnológicos que testimonia en su vida. La exposición también relaciona la caducidad de las tecnologías con nuestra propia mortalidad como seres humanos.

A través de esta exposición, el artista pretende liberar las memorias personales y colectivas que hay encerradas en estas tecnologías que nos han acompañado en un pasado no tan remoto. La acelerada obsolescencia tecnológica condena estas memorias al olvido, a pesar de que, sin ellas, dejamos de ser quienes somos.

De la fotografía al video, del VHS al DVD, del cine a las películas de alquiler, al streaming de video online, el rápido desarrollo tecnológico del medio cinematográfico es la inspiración fundamental para el artista español Daniel Canogar.

Descargar Bio del artista

Listado de obras

Espacio Fundación Telefónica
C/ Fuencarral, 3, Madrid
TwitterFacebookWhatsApp

El título de la exposición alude al recurso pictórico renacentista de crear efectos tridimensionales sobre superficies pintadas planas. Las instalaciones de “Quadratura” (Sikka Magnum, Frequency, Flicker, Tracks y 60Hz) intentan igualmente dar una dimensión tridimensional a la imagen pero, en este caso, a la imagen tecnológica. Celuloide de 35 mm, banda magnética de VHS, pantallas de televisión analógica o DVDs, por ejemplo, son medios asociados a la historia del cine que el artista utiliza para reinventar la imagen como escultura.

Proyectando video sobre diversos medios tecnológicos –muchos de ellos obsoletos o en vías de extinción–, estos parecen moverse y cobrar vida mágicamente. Se explora de esta forma las propiedades fantasmagóricas del cine y la imagen, cuyos destellos y parpadeos imitan el pulso de la vida a pesar de ser inertes.

Como arqueólogo de las nuevas tecnologías, Canogar revive los medios obsoletos revelando sus contenidos e invita al espectador a procesar de forma personal el vértigo inherente que implican los veloces cambios tecnológicos que testimonia en su vida. La exposición también relaciona la caducidad de las tecnologías con nuestra propia mortalidad como seres humanos.

A través de esta exposición, el artista pretende liberar las memorias personales y colectivas que hay encerradas en estas tecnologías que nos han acompañado en un pasado no tan remoto. La acelerada obsolescencia tecnológica condena estas memorias al olvido, a pesar de que, sin ellas, dejamos de ser quienes somos.

De la fotografía al video, del VHS al DVD, del cine a las películas de alquiler, al streaming de video online, el rápido desarrollo tecnológico del medio cinematográfico es la inspiración fundamental para el artista español Daniel Canogar.

Descargar Bio del artista

Listado de obras

TwitterFacebookWhatsApp